jueves, 10 de junio de 2010

Canción sin notas


[. . .]

Tiemblan mi cuerpo,
mi camisa,mis dedos.
Vuelan ideas en el campo de sueños.

Gracias por existir,
en un mundo perfecto,
tú alma y la mía florecen a tiempo.

Los soldados de la bruma
que no nublen tu cordura
busca el camino
hasta mi dulzura.


Gracias por existir,
en un mundo perfecto,
tú alma y la mía florecen a tiempo.

Ojalá todo fuera como en nuestros sueños.
Ojalá la primavera fuera algo eterno.
Recuerda, escucha y siente lo que tengo.

[. . .]
 
;